Experiencias

abril 26, 2016

“Debemos pasar a consumir como mínimo la mitad de los vinos que se producen en Cataluña”

El mercado debe ser el espacio para conquistar nuevos paladares y acercar el vino al consumidor que apuesta por la calidad, la proximidad y la temporada. Con ellos hemos hablado acerca del ciclo que promueven.

“En los mercados hacemos una apuesta por los intangibles, no sólo incidimos en el espacio comercial sino que ponemos énfasis también en el trato personalizado. Tenemos productos muy variados y somos mucho más que una comunidad de ventas. Queremos que los mercados sean estructuras vivas” 

Jordi Torradas, Institut Municipal de Mercats de Barcelona

k

Probablemente por este motivo los mercados catalanes no quieren que el interés creciente por el vino pase por alto entre sus clientes. En edificios de envidiable arquitectura y de relaciones modernas, cuajan nuevas iniciativas para fomentar su consumo entre residentes y turistas, para descubrir la riqueza, la calidad y la diversidad del vino catalán, considerándolo siempre como el alimento que es y en perfecto ensamblaje con los productos de temporada y proximidad que ofrece el mercado. “Mercats amb DO” llega a la cuarta edición. Es una iniciativa que promueve la Asociación Enjoy Wine Barcelona, con la colaboración del Institut Municipal de Mercats de Barcelona, Institut Català del Vi i la Vinya, las denominaciones de origen catalanas, el Institut del Cava y la Confraria del Cava de Sant Sadurní. Propuestas atrevidas para descubrir el vino en formatos distintos y hasta incluso de noche. 

El vuestro es un trabajo ingente, de lluvia fina diría, pero a la vez uno de los caballos de batalla de la Cataluña vitivinícola, junto con las denominaciones de origen. En un país tan rico como el nuestro, tenemos el reto de conseguir que una parte importante de la población valore la riqueza que tenemos. Las acciones, aunque discretas, que realizan muchos actores como vosotros, nos permiten ir recogiendo los primeros resultados. Pero aún, solamente una tercera parte de los vinos consumidos es del país. Alguna cosa no acaba de cuadrar. Debemos pasar a consumir como mínimo la mitad de los vinos que se producen en Cataluña”. Son palabras de Salvador Puig, director general del INCAVI.

Bajo el lema “El nostre mercat, els nostres vins” la nueva temporada de actividades enogastronómicas tiene su punto de anclaje en el Mercat de Santa Caterina, aunque esporádicamente otros espacios de Barcelona participan en la difusión de la cultura vino, como los mercados de la Llibertat, Sagrada Familia, Felip II y del Clot. En Santa Caterina, una vez al mes, se ofrece un maridaje con 6 vinos, recorriendo las distintas denominaciones de origen catalanas o subzonas como por ejemplo los vinos de la Vall del Riu Corb, actividad que tendrá lugar en septiembre. También se realizan catas con agrupaciones de productores como Terra de Garnatxes (junio) y selecciones de vinos especiales como la cata de Cava Gran Reserva (octubre). Para terminar la temporada, siempre se programan dos catas con los mejores maridajes y con la voluntad de celebrar el quinto aniversario, en noviembre, tendrá lugar también una cata a ciegas. 

Con la voluntad de conquistar nuevos públicos, Enjoy Wine Barcelona ha programado para esta temporada cinco catas nocturnas en distintos mercados de la capital catalana. Si en la última edición de “Mercats amb DO” la acogida del público fue excelente, con más de 10.000 usuarios en todas las actividades, para este 2016 las previsiones son optimistas también.  Sobre todo porque se suman dos nuevas actividades. En octubre, coincidiendo con la Setmana del Cava, se ha programado una cata nocturna de cava. Las burbujas seguro que van a seducir a más de uno, de noche. Y, para noviembre, una cata de los vinos beaujolais catalanes que se realizará en paralelo en tres mercados de Barcelona, uno de ellos Santa Caterina. La idea es que los primeros vinos de la temporada tengan como antaño una fiesta que homenajee el trabajo realizado durante toda la campaña y convierta, a la vez, en el mercado en un espacio de diversión y pasión, además de visita y compra frecuentes. 

Jordi Guillemí y Ramon Guix son los dos impulsores de la asociación Enjoy Wine Barcelona y creen a fe ciegas que el mercado debe ser el espacio para conquistar nuevos paladares y acercar el vino al consumidor que apuesta por la calidad, la proximidad y la temporada. Con ellos hemos hablado acerca del ciclo que promueven.

Enjoy Wine 16 brindis presentacio

¿Cómo ha ido creciendo el ciclo de catas en los mercados?

En 2012 el maridaje sólo era una tendencia. Propusimos armonizar producto del mercado y vino catalán y desde el ámbito más cercano al consumidor: los mercados y las DO’s catalanas. Y la idea gustó. Ahora nos encontramos en un momento de consolidación. Seguimos mostrando la oferta gastronómica del territorio apostando por la calidad y la tradición. Además, ofrecemos maridajes con bodegas que consideramos muy interesantes: Mas Martinet, Recaredo, Scala Dei, Vinyes Domènech, Sant Josep Wines, Jean Leon y muchos más. Nos gusta crecer pero poco a poco.

Los maridajes que planteáis siempre con productos del mercado. ¿Han de ser estas instalaciones la puerta de descubrimiento del vino catalán como lo es del producto de calidad y temporada?

Los mercados son el espacio idóneo para la promoción del producto local, de proximidad y temporada. Entendemos nuestras acciones como un complemento a la experiencia de compra. El mercado como un espacio slow food, lúdico y de relación social. 

La apuesta por unir vino  y noche es muy interesante para captar nuevos públicos. ¿Cuál es el objetivo final?

En las catas nocturnas, el mercado se abre al barrio para que los vecinos puedan catar tapas que se corresponden a la especificidad de cada parada. Optamos por completarlo con vino catalán y ¡funciona!

Más de 10.000 visitantes en vuestras actividades en 2015. ¿Qué porcentaje de turistas y residentes acuden a las catas?

Una cuarta parte son personas de distintos países europeos o anglosajones que viven en Barcelona. Los demás, residentes en Barcelona y su área metropolitana.

¿Cómo planteáis con Mercats amb DO conquistar nuevos paladares, nuevos públicos, gente joven?

La mayoría de los usuarios de nuestras actividades tienen entre 30 y 40 años. La franja de gente más joven que no llega aún al mercado entendemos que es una cuestión de hábitos de consumo.

Las catas más exitosas han sido…

Las catas de mayor éxito son por el planteamiento de la actividad. Por ejemplo, a final de temporada ofrecemos siempre dos catas con los maridajes que más han gustado y son muy demandadas ambas.

¿Creéis que es factible extender a todos los mercados de Barcelona la actividad vinícola de Santa Catarina, que es el puntal?  

Totalmente. De hecho ya nos hemos entendido con otros mercados como Clot, Llibertat, Sagrada Família, Felip II o Provençals. También hemos realizado acciones con el IMMMB como el “Festa&Teca” o la “Setmana Internacional dels Mercats”.

¿Qué valoración hacéis del conjunto de los mercados catalanes y su relación con el vino del país? 

Des de nuestra visión de wine lovers toda acción vinculada al mundo del vino es bienvenida. Trabajando conjuntamente hay mucho camino por adelante.  

 

Reservas y lista de catas programadas en http://www.dosantacaterina.cat/

La próxima actividad en el mercado de Santa Caterina está prevista para el viernes 6 de mayo y es una cata con vinos de la DO Terra Alta