Mise en Place

febrero 08, 2016

¿La estética gastronómica importa?

Comemos cinco veces al día 365 días al año. ¿No es suficiente razón para hacerlo de manera satisfactoria para todos los sentidos?

La Cuina d'En Garriga

Originario del francés, el término "mise en place" se utiliza en el mundo de la gastronomía para definir las tareas de organizar y ordenar los ingredientes que un cocinero empleará en la preparación de un menú. También implica la preparación de los utensilios.

Pero este concepto también traspasa los límites de la cocina y se puede trasladar al comedor, el sitio donde vamos a experimentar todos los sabores. Y como bien sabrán los amantes del vino, no es lo mismo tomar un vino en una copa que en otra. El sabor es distinto. Todos los detalles importan: la mesa, la mantelería, la vajilla, los cubiertos y el conjunto de elementos estéticos que influyen en la percepción de lo que degustamos. Forma parte de nuestra experiencia gastronómica.

Y entre preparación, organización y presentación, el estilismo y la estética que acompañan a la gastronomía cada vez toman mayor importancia. Comemos cinco veces al día, 365 días al año. ¿No es suficiente razón para hacerlo de manera satisfactoria para todos los sentidos?

Los gastrotalkers queremos que sea así y en esta sección nos proponemos hablar de ello. De ambientación, presentación y todo aquello que forma parte de la estética gastronómica.

¡Estad atentos! Pronto desvelaremos quiénes serán los guías de hacia el descubrimiento de la importancia estética en la gastronomía!

Etiquetas