Cooking

diciembre 11, 2017

¿Qué tendrá el cacahuete?

Habrás oído hablar muchísimas veces de la crema de cacahuete, pero hoy yo te cuento algo especial de este producto, el cacahuete.

El cacahuete lo descubrí buscando un alimento que reuniera unas características concretas:

  • sabor suave
  • de origen vegetal
  • alcalino (depende de su composición química y no todos los vegetales lo son)
  • rico en proteína (es una legumbre)
  • crudo (para que conserve todos los nutrientes)
  • sano

A base de pensar e indagar lo encontré. Inicialmente sólo necesitaba los primeros requisitos para determinados pacientes pero luego me gustó tanto lo que leí más sobre el cacahuete y por ahora es lo que pongo encima el pan todas las mañanas. Lo hago en formato crema de cacahuete. 

*Autora: Núria Escalona

Esta leguminosa se compone de:

  • 8.5% de carbohidratos (de los cuales 4.3% azúcares)
  • 27% de proteína (vegetal obviamente)
  • 49% de grasa siendo un 37% grasa insaturada y de ésta: 23% es omega-9 u oleico (el rey del aceite de oliva) y 13.6% es omega-6 (el presente en las almendras).

Este perfil lipídico o de grasas, que acabo de mencionar, junto con la vitamina E y la B6 convierten a la crema de cacahuete en un alimento muy indicado para personas con problemas cardiovasculares, es mucho mejor que se pongan un poco sobre el pan que no jamón ibérico por mucho que haya comido las mejores bellotas.

¿Qué beneficios tiene para la salud?

En primer lugar su alto contenido en magnesio (174mg/100g), un mineral que por su carga química resulta básico. Siguiendo con los micronutrientes también es rico en niacina o B3 (21.3mg/100g) y ácido fólico o B9 (110mcg/100g), además de vitamina E (8.1mg/100g). El ácido fólico es una vitamina muy medida en casos de infertilidad y la vitamina E juega un papel muy importante como antioxidante del sistema inmune. 

¿Todas las cremas de cacahuete son iguales?

Toda esta información que estoy resumiendo se basada en coger cacahuetes naturales y elaborar una crema de cacahuete casera, no hablo de los cacahuetes tostados y/o salados, y menos aún de las cremas prefabricadas. 

*Pexels

La elaboración que os propongo es sencilla:

INGREDIENTES

  • 150g de cacahuetes naturales pelados y ecológicos.
  • Agua al gusto.

ELABORACIÓN

  • Tritura con una buena picadora tipo 1-2-3 o bien un robot de cocina, añadir agua hasta que adquiera la densidad deseada.

¿Engorda?

Eso depende de la cantidad. Si sólo le ponemos poca cantidad a un par de biscotes no resultará un inconveniente. Ahora bien, si le pones una capa del grosor de un dedo a un tostada grande, calóricamente es demasiado. Por otro lado, si eres una persona a quien no le sientas bien las legumbres porque sus azúcares generan gases, este producto no es para ti. 

No todos son ventajas en la crema de cacahuete

Esta crema no es apta para todo el mundo. Deben abstenerse niños menores de 3 años y mujeres embarazas (sólo si abusan). Además es susceptible de contener aflatoxinas producidas por las levaduras habituales de estos países tropicales, yo personalmente los compro ecológicos y de producción local.

Fuente: Tablas de composición de alimentos, Universidad Complutense de Madrid.

 

Etiquetas

cacahuete